Amazing Thailand

El Blog de Tailandia Delicias de Chiang Mai

Un recorrido cultural-gastronómico por Chiang Mai

Los tailandeses han sabido siempre que sus platos nacionales son sabrosos, con personalidad propia y especiales, pero en las últimas dos décadas han visto explotar los sabores tailandeses en la conciencia culinaria del mundo, y la comida tailandesa es apreciada por su mezcla de platos dulces, amargos y salados, sabores ardientes y curry de coco, así como cremosas salsas.

 

Explorando la cocina y la cultura más profundamente se descubre que las diferentes regiones de Tailandia cuentan con sus propios sabores. Las planicies centrales, el “granero” de arroz de Tailandia, se caracterizan por las recetas de pescados de agua dulce, sopas amargas y los curris, mientras que el sur, con sus tradiciones musulmanas, ofrece abundantes mariscos y  platos enriquecidos con coco, cardamomo y comino. I-san, por su parte, está influenciada por Laos y es un buen lugar donde degustar ensaladas de papaya caliente, carne curada y cruda y sopas sencillas y sabrosas, perfectas para llenar los estómagos de los agricultores de la región.

 

Foto: TAT- Platillos típicos

Foto: TAT- Platillos típicos

 

 

Pero es la comida del norte de Tailandia la que atrae a los conversos más culinarios. Esta región ha sido durante mucho tiempo influenciada por Myanmar, China y Laos, por no hablar de los antiguos reinos de Sukhothai y Ayutthaya. Todos han dejado su huella en la cocina de Chiang Mai. El paisaje y el clima también han dado forma a la comida de la región. Los climas más fríos del norte significan que el chile picante raramente  se  ha usado como conservante de la comida,  por lo que sus sabores vienen más de la galanga o jengibre azul y de las pimientas. Al haber menos  palmeras en la región significa que los platos de coco son tradicionalmente raros, mientras que muchos platos de Chiang Mai tienen un elemento amargo, gracias a los brotes y hojas recogidas en los bosques locales.

 

Por otra parte, no hace falta permanecer mucho tiempo en la ciudad  para entender por qué el cerdo local, fermentado, frito o curado es tan famoso. La grasa de cerdo también se utiliza para freír,  aunque conscientes de la salud, los menos tradicionalistas, solicitan aceite  vegetal a la hora de preparar los platos con cerdo.

 

 

Foto: Chiang Mai Food Tours

Foto: Chiang Mai Food Tours

 

 

La cultura gastronómica en Chiang Mai es ecléctica. La ciudad es una esponja culinaria con cocineros y alimentos de todo el mundo que encuentran aquí  un hogar,  mezclándose con tradiciones ancestrales. Incluso el plato más famoso de la ciudad, Khao Soi, con su rica salsa de curry se cree que se originó gracias a los comerciantes sino-musulmanes. Es este internacionalismo en la comida de Chiang Mai lo que la hace tan accesible. La ciudad cuenta con sublimes restaurantes internacionales junto a negocios familiares de platos sencillos  y puestos callejeros que venden delicias del norte.

 

Los turistas que disponen de pocos días en la ciudad, o aquellos que buscan  conocimientos especializados sobre la cocina del norte deben unirse a uno de los tours organizados, como por ejemplo el  Chiang Mai Night Food Tour,  que recorre los mejores restaurantes y puestos de comida de la ciudad, acompañados por guías que pueden explicar no sólo los ingredientes y métodos de cocción de cada plato, sino también enriquecerlo contando historias de los hitos de la ciudad.

 

 

Foto: Chiang Mai Food Tours

Foto: Chiang Mai Food Tours

 

 

Los recorridos comienzan atravesando  la puerta histórica de Tha Pae y atraen a una gama de participantes foodies que buscan una nueva manera de ver la ciudad. Al pasar por Wat Mahawan, el canto de los monjes al atardecer se oye en el viento; después de todo, Chiang Mai es una ciudad tan religiosa como culinaria. Hay elementos birmanos distintivos en la arquitectura de los templos de Chiang Mai, un recordatorio de que el reino de Lanna fue influenciado por el país vecino  durante más de dos siglos, un período que ha dejado su marca en la comida tanto como en los edificios.

 

Justo a la vuelta de la esquina del templo, la primera parada es el pequeño puesto de roti de Auntie Dae, un famoso residente de origen paquistaní que durante 30 años ha vendido recién hecho, el más sabroso roti con queso o leche condensada y azúcar. Estos deliciosos bocados son un placer y un impulso energético mientras se recorre la ciudad.

 

 

Foto: TAT-Auntie Dae

Foto: TAT-Auntie Dae

 

 

Los platos favoritos son siempre los más populares. El Phat Thai puede no haberse originado en el norte de Tailandia, pero todo aquel que haga un tour de comida tailandesa no puede perderse este plato y Chiang Mai tiene puestos callejeros que realizan perfectísimos phat thai con deliciosos fideos servidos sobre hoja de plátano y cubiertos con una fina capa de huevo.

 

 

Foto: TAT Phat Thai

Foto: TAT Phat Thai

 

 

Por supuesto, de dónde proviene la comida es tan importante como su preparación. Es por eso que los tours visitan el mercado Warorot de Chiang Mai, el más antiguo de la ciudad. Los cocineros vienen aquí para abastecerse de ingredientes, y durante la visita se pueden picotear dulces recién hechos, experimentar los aromas y colores de un bullicioso mercado, y adquirir consejos a la hora de escoger especias, hierbas y  frutas.

 

 

Foto: TAT-Warorot Market

Foto: TAT-Warorot Market

 

 

La excursión es ideal ya que se disfruta de una expedición guiada por algunos de los mejores sitios de la ciudad, mezclando atracciones culturales y culinarias. Lo más memorable es el sorprendente Wat Suan Dok, fundado en 1370, y hogar de las urnas de cremación de la antigua familia real de Chiang Mai. Las asombrosas estatuas del Rey Mengrai el Grande del Reino Lanna, el Rey Ramkamhaeng el Grande del Reino Sukhothai y el Rey Ngam Muang del Reino Phayao, personajes clave en la historia de Tailandia son también impresionantes.

 

 

Foto: TAT – Wat Suan Dok

Foto: TAT – Wat Suan Dok

 

 

El punto culminante del viaje en términos de la cultura culinaria de Chiang Mai es el restaurante Huen Muan Jai (The Happy House), que se especializa en platos tradicionales de Lanna. Se recomienda comenzar la comida con aperitivos como  crujiente de cerdo o  salchicha de pollo frito y verduras. Si se visita en la temporada de lluvias, se debe probar el sabroso hongo local de hho pho, abundante en las colinas locales y aquí preparado en una deliciosa sopa. Las comidas se sirven en el estilo Khantoke del Norte, en un gran plato alrededor del cual la gente se sienta y comparte.

 

Sin duda, una buena oportunidad de conocer la gastronomía, la cultura y la gente en un recorrido único.

 

 

Texto y fotos: Tourism Authority of Thailand